E

Autos que reconozcan emociones

Un grupo de investigadores, liderados por Rogelio Bustamante Bello, profesor del Tecnológico de Monterrey en la Ciudad de México, trabaja en el desarrollo de un programa que permitirá a los autos identificar emociones y sentimientos.


TEC DE MONTERREY | NOTICIAS 


La industria automotriz presenta una revolución gracias a la integración de tecnologías como sensores, algoritmos de predicción y nuevo software para conectividad que, en un futuro dará como resultado un vehículo autónomo.

Antes de tener este tipo de autos en las calles, posiblemente se verá a los llamados semiautónomos, que requieren todavía del conductor para algunas tareas, un mercado que los investigadores del Tecnológico de Monterrey quieren aprovechar e innovar con un programa que identifica las emociones.

“Nuestro grupo está trabajando en la identificación y validación de emociones para saber si el conductor va distraído, enojado, muy feliz u otros estados que pueden afectar su conducción”, explicó Rogelio Bustamante Bello, profesor investigador del Tecnológico de Monterrey en Ciudad de México.

De acuerdo al catedrático, identificar las emociones es algo importante ya que muchos accidentes ocurren porque la persona no está en un estado óptimo, lo que provoca distracciones.

De ahí que estén experimentando en un automóvil que tiene instalados varios sistemas que buscan determinar el estado de ánimo del conductor, entre ellos un sistema con validación internacional que, a través de una cámara, identifica las microexpresiones. A esto se añade un equipo de medición de conducción electro-dérmica, es decir, mide la reacción de los dedos, y lo anterior se complementa con un electroencefalograma.

“De esta manera tomamos la información de forma sincronizada para correlacionarla y ver con exactitud el estado del sujeto. Al final lo que queremos es sólo dejar la cámara y tener una exactitud en los diagnósticos del 95 por ciento”, reveló el profesor Bustamante.

Una vez que tengan este paso, entonces podrían analizar las diferentes formas para actuar y ayudar al conductor a regresar a un estado anímico óptimo para manejar o, llegado el caso, no dejarlo tomar el volante.

Actualmente, el software y algoritmos para determinar los estados de ánimo de las personas se utilizan más en industrias como la medicina o la seguridad. 

El catedrático aceptó que sólo tener la identificación de emociones no es suficiente para tener una conducción segura, por lo que otra parte del proyecto es utilizar cámaras y sensores en el exterior del auto para ofrecer más información.

El profesor precisó que la meta es tener el sistema listo y embebido en los autos que circulan en el país en 2018.


ACADEMIA
INVESTIGACIÓN 
NOTICIAS TEC.MX
agenciainformativa@servicios.itesm.mx
*Con información de Excelsior
4.01.2017